PLASMA RICO EN PLAQUETAS ARTICULAR REGENERATIVO
Estudios demuestran que la aplicación interarticular del PRP muestran una mejoría significativa luego de su aplicación Dra. Farly Noguera

El PRP restaura la vitalidad cutánea, aumenta su grosor, recupera la consistencia elástica y muscular, mejora la afluencia vascular estimulando las secreciones e incrementando la tersura y apariencia de la piel. Es ambulatorio, no tiene riesgos involucrados, el 95% de los pacientes se manifiestan satisfechos con las mejoras. Luego de la aplicación.
Este tipo de tratamiento ha sido de ayuda para lesiones Traumatológicas del área Deportiva, en lesiones de todos los tejidos del aparato locomotor, hueso, ligamentos, cartílago, tendón y músculo. Se aplica con mayor frecuencia en roturas de tendones, tendinopatias crónicas, lesiones focales del cartílago, fracturas, artrosis, lesiones musculares etc.
Su aplicación consiste en colocar una inyección intradérmica en la zona afectada, cuello, hombro, codo, rodilla, cadera, tobillo, pie y columna vertebral. Así como en aquellas afecciones de tendones y ligamentos; las más frecuentes son, espolón calcáneo, hombro congelado, bursitis, roturas de tendones, y en cicatrices hipertróficas, en algunos procesos inflamatorios estudios demuestran que la aplicación interarticular del PRP muestran una mejoría significativa luego de su aplicación, también se puede decir que tiene un efecto antiinflamatorio, analgésico en procesos Post operatorios.

El tratamiento con Plasma Rico en Plaquetas, PRP, se ha extendido recientemente en diferentes especialidades médicas en todo el mundo, aunque se describió hace más de veinte años en cirugía maxilofacial y odontología. Consiste en la aplicación de plasma autólogo con una concentración suprafisiológica de las plaquetas, que son activadas para que liberen los factores de crecimiento y sustancias activas de sus gránulos .

El objetivo de esta terapia es favorecer, estimular o iniciar el proceso de cicatrización, regeneración o curación del tejido dañado, aplicándose localmente de forma ambulatoria . En medicina y traumatología deportiva, donde siempre se buscan los tratamientos más novedosos, se ha acogido con gran esperanza para el tratamiento de múltiples patologías.

A nivel articular es de gran utilidad para favorecer procesos regenerativos en casos de:

Artrosis de rodilla hombro y cadera
Alteraciones del manguito rotador
Capsulitis en hombro
Tendinopatias cronicas
Hernia discal cervical dorsal o lumbar
postquirurgicos Articulares como lesiones de ligamento cruzado anterior

Definición, preparación y administración del PRP

El plasma rico o enriquecido en plaquetas consiste en una muestra de sangre autóloga en la que la concentración de plaquetas es superior a la fisiológica. Las plaquetas poseen en sus gránulos α una gran cantidad de factores de crecimiento que son liberados localmente cuando son activadas. Entre los más importantes podemos destacar PDGF, TGF-β1, VEGF, FGF, EGF, Factor 4, Angiopoietinas y Endostatinas. Además el plasma posee HGF e IGF-1. También son sustancias de interés en la cascada de la reparación tisular la adenosina, histamina, serotonina y el calcio liberados de los gránulos densos. Todos ellos son moléculas que pueden estimular la curación de un tejido dañado, mediante procesos de angiogénesis, miogénesis, quimiotaxis, reclutamiento celular y estímulos para la diferenciación y proliferación celular o de la síntesis de la matríz extracelular.

La preparación consiste en la extracción de sangre del paciente, centrifugación de la muestra y separación de la fracción con plasma y concentrado de plaquetas. Siempre se separan las células rojas. Los leucocitos pueden o no estar incluidos, según la forma de preparación. No hay consenso en cuanto a la cantidad de sangre que debe extraerse (10-60 ml), tiempo y velocidad de la centrifugación, concentración final de plaquetas (x3-x9), ni forma de activación (trombina, calcio o no activación previa a la inyección).

El preparado de PRP puede aplicarse como infiltración local mezcladas con ampollas de regulación biologica que le da al plasma mas eficacia. El efecto maximo del plasma se ve a los 27 dias por eso se recomienda hacer sesiones cada 21 dias , dependiendo la patologia asi sera el numero de sesiones .

Evidencia científica

Los estudios realizados in vitro en laboratorio sobre el papel que pueden tener los factores de crecimiento liberados por las plaquetas o recombinantes en la regeneración o curación de los tejidos son prometedores, pero este proceso es de tal complejidad que queda un largo camino por recorrer para ir clarificando cómo actúan e interactúan cada uno de ellos. Los estudios en animales han arrojado resultados satisfactorios en el tratamiento de lesiones tendinosas, musculares y articulares, pero no se han podido extrapolar a los humanos. La evidencia científica en estudios clínicos es limitada en el momento actual.

En patología tendinosa debemos diferenciar la aplicación en la reparación quirúrgica de algunos tendones lesionados de forma aguda de la aplicación en patología degenerativa y tendinosis (Epicondilitis, Tendinopatia Aquílea no insercional, Tendinopatia Rotuliana). En el primer grupo (Rotura Aguda del tendón de Aquiles) algunos estudios avalan una mejor y más rápida recuperación en tendones operados en los que además se empleó el PRP, sin embargo existe un estudio reciente de alto nivel de evidencia científica que no demuestra ningún efecto en el uso del PRP en asociado al tratamiento quirúrgico de la rotura del tendón de Aquiles. Tampoco en la Reparación del Manguito Rotador los últimos estudios demuestran mejoría con los pacientes tratados con PRP.

Existen trabajos de alto nivel de evidencia científica que apoyan el uso en Epicondilitis.. En Tendinopatía Rotuliana hay dos artículos en los que se demuestra mejoría de los pacientes tratados con PRP tras fracaso de otros tratamientos, pero no son trabajos randomizados y controlados de alto nivel de evidencia, y se debe esperar a estudios de estas caracteríscitcas para ser más concluyentes.

En las inyecciones intraarticulares, hay estudios que demuestran una mejoría significativa (clínica, temporal y parcial) de los pacientes con Artrosis de Rodilla tratados con PRP frente a los tratados con Acido Hialurónico.

En la Reconstrucción del Ligamento Cruzado Anterior hay múltiples trabajos acerca de la potencial mejora de ligamentización e integración de la plastia, frente a trabajos en los que esto no es demostrado. Un artículo reciente demuestra la utilidad del PRP en la disminución del dolor en la zona donante del tendón rotuliano utilizado para como injerto de hueso-tendón-hueso. También se ha publicado la mejora de la revascularización del injerto y estabilidad de las rodillas con reconstrucción del LCA con isquiotibialesa los que se añadió PRP. Nuevos perspectivas se abren en el trabajo sobre la reparación, no reconstrucción del LCA con la ayuda de esta terapia, pero por el momento solamente en estudios en animales. Existe algún trabajo que desarrolla la idea de utilizar el PRP para mejorar la reparación meniscal en caso de sutura o la reparación del labrum glenoideo o de la cadera.

También se ha comunicado en otros artículos un efecto antiinflamatorio y de reducción del dolor postoperatorio en los pacientes tratados con PRP.

CONSÚLTANOS AHORA!

5 + 9 =

CARRERA 41 No. 5A-81
BARRIO TEQUENDAMA - CALI
TEL.: 5510894 - 5534654 - 3173573455
FARLYCN@GMAIL.COM